Corporación Red de Mujeres de Alta Dirección

Conoce nuestro Twitter Cononce nuestro LinkedIn Contactate con nosotras

¿Deseas ser parte de Red Mad? .. Postula Aquí

¿Deseas ser parte del círculo de socias? ..
Postula Aquí

Noticias

Hay que dar oportunidades a mujeres, a sus méritos y dejar de ser tan exigente con nosotras mismas

Agosto, 2018

Como mujer pionera en el mundo del derecho, Gabriela Paiva cree que estamos llegando a un punto de inflexión, donde el talento femenino se está notando.

Gabriela Paiva es una mujer pionera, no solo porque su trabajo sobre propiedad intelectual en variedades vegetales y otros rubros ha sido uno de los primeros en el derecho, sino porque es una de las pocas mujeres que hoy lidera su propio estudio de abogados, formado casi enteramente por mujeres. “Entre nosotras nos tenemos que apoyar, y siempre que los méritos lo permitan, dar oportunidades a la mujer. Esa es mi filosofía”.

De acuerdo al estudio Big Law, desarrollado por los profesores Rafael Mery e Iñigo Maza, en 2014, en Chile, el número de mujeres que participa como socia en estudios de abogados es de apenas un 7%. Por eso, la creación en 1997, del estudio Paiva y Cia –Intellecta, fue pionero.

Luego de titularse como abogada en la Universidad de Chile, Gabriela Paiva trabajó en la Oficina de Planificación Nacional, y participó en el proceso de privatización de las empresas sanitarias. Siempre le interesaron los temas de derecho económico y libre competencia, así como la tecnología y el arte. Por eso derivó en el estudio de la propiedad intelectual, las marcas y las patentes, un ámbito del derecho que engloba todas sus áreas de interés.

Se fue a estudiar a Japón por cuatros años, en donde fue investigadora visitante en la Facultad de Derecho de Hiroshima y aprendió el idioma y las diversas regulaciones que estaba impulsando esa economía para proteger sus creaciones, particularmente en tecnología. A su regreso, y luego de trabajar un tiempo en uno de los principales estudios chilenos, decidió emprender su propio estudio: “Lo bonito de esta área es que uno crea valor de algo que es intangible, como son las creaciones de la mente humana”, dice Gabriela Paiva. “Cuando uno hace eso le da valor a las personas, a sus obras y al mundo, que es lo que en Chile añoramos tanto”.

“Fue un gran desafío, porque para ser abogado y armar una oficina no es tan fácil. Creo que fui un buen ejemplo para las mujeres abogadas; después de mí otras mujeres se atrevieron a formar sus propios estudios”, recuerda Gabriela Paiva.

Hoy, entre sus clientes se encuentran empresas chilenas y extranjeras, emprendedores, artistas y hasta personas naturales que quieren garantizar la autenticidad de sus obras de arte. Sus trabajos más destacados a nivel profesional han sido el relacionado a las nuevas variedades frutales y de plantas en Chile, y en nombres de dominio y marcas comerciales, siendo una de las fundadoras del sistema del .CL, reconocida por el ranking Chamber and Partners como abogada de propiedad intelectual.

¿Sientes que enfrentaste mayores desafíos en tu carrera por el hecho de ser mujer?

Sí, el mundo legal es un desafío, y en los grandes estudios solo el 7% son socias mujeres. Es demasiado bajo, incluso en comparación con carreras como ingeniería, por lo tanto, ese es un desafío, cómo incorporamos más mujeres. Yo creo que tiene que partir por los clientes, porque ellos pidan abogadas mujeres. Siempre he sido muy agradecida de mis clientes.

¿Qué consejos le darías a las mujeres que desean llegar a la alta dirección?

El primer consejo es que hay que soñar e imaginar que uno puede hacer las cosas. Después, en la etapa de los niños, creo no hay que irse nunca a la casa completamente, porque a veces cuando uno deja de trabajar en un momento, cuesta mucho más volver en un buen nivel. Hay que ser persistente, seguir en la carrera y para eso hay que dejar de ser tan exigente con uno mismo, en cuanto a los detalles de la casa y de los niños. Hay que ir a lo esencial. No creo que el modelo de la súper mujer sea muy válid. Lo importante es el ejemplo compartido día a día.

Respecto al rol de Red MAD, y la posibilidad de que más mujeres puedan participar en posiciones de liderazgo, Gabriela Paiva cree que estamos llegando a un punto de inflexión, con una masa de mujeres profesionales importante, que ha logrado mayor visibilidad frente a la sociedad y puede marcar una diferencia en el futuro.

Colaboradores

Hotel Double Tree
Fidelizador