Corporación Red de Mujeres de Alta Dirección

Conoce nuestro Twitter Cononce nuestro LinkedIn Contactate con nosotras

¿Deseas ser parte de Red Mad? .. Postula Aquí

¿Deseas ser parte del círculo de socias? ..
Postula Aquí

Noticias

Sólo 3 de cada 10 profesionales que se perfecciona es mujer, ¿por qué?

Julio, 2018

A fines de mayo, el gobierno del Presidente Sebastián Piñera expresó su compromiso de avanzar hacia una mayor participación de las mujeres en cargos directivos y de alta responsabilidad. Con una minuciosa agenda de diez puntos, el Gobierno se comprometió, entre otras cosas, a fomentar la participación de las mujeres en programas de postgrado. No es casualidad que el presidente se haya referido a este punto en particular en sus anuncios: las brechas se hacen evidentes cuando revisamos la participación de las mujeres en cursos de postgrados en Chile, una actividad de perfeccionamiento y actualización clave para aquellos que deseen optar a cargos directivos y de alta responsabilidad.

De acuerdo a lo mencionado por diversas universidades, la participación femenina en estudios de postgrado oscila entre el 20 y 30%, como por ejemplo, en la Facultad de Economía de la Universidad de Chile y en la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la misma casa de estudios. En las especialidades de marketing y recursos humanos, sin embargo, la cifra sube.

Los números publicados por la Asociación de MBA (AMBA) del año 2017, una entidad que acredita la calidad de estos programas en 70 países, no son muy diferentes. Estas revelan que a nivel global, sólo un 35% de los estudiantes inscritos en MBA y otros estudios de negocios, son mujeres, mientras que en América Latina, la cifra cae al 30%. China y Hong Kong, lideran con un 42% de participación.

Son diversas las barreras que afectan las brechas de participación de la mujer, según lo que señalan algunas casas de estudio como la Facultad de Economía de la Universidad del Desarrollo, además de la mencionada Universidad de Chile. Entre ellas están las barreras económicas, culturales y especialmente familiares, en donde las mujeres suelen estar más exigidas que los hombres, tanto en el cuidado de los hijos como de los adultos mayores.

La cuestión es especialmente relevante si como sociedad anhelamos que un mayor número de mujeres pueda acceder a altos cargos de responsabilidad, tanto a nivel público como privado. En un mundo competitivo, en donde los conocimientos rápidamente van perdiendo su validez, optar por estudios de postgrado se vuelve una ventaja competitiva clave para las mujeres que quieran acceder a puestos directivos. Si apenas un 30% de las ejecutivas cuenta con un magister o MBA es menos probable que podamos optar a cargos de alta dirección, ofrecidos habitualmente a los gerentes cuyas especialidades están orientadas a las áreas de finanzas, comercial o producción.

Del mismo modo, si queremos acortar las brechas de participación de las mujeres en la alta dirección es importante que desde pequeños incentivemos a las niñas a aproximarse a todo tipo de carreras, incluyendo las científicas y tecnológicas, motivándolas a perfeccionarse continuamente y fortalecer sus posibilidades, con estudios de postgrados que faciliten su camino hacia altos cargos directivos.

En Red MAD, un pilar fundamental de nuestra misión, es apoyar a nuestras socias a potenciar sus competencias y facilitar su camino hacia la alta dirección, por ello uno nuestros esfuerzos es generar alianzas con prestigiosas organizaciones de educación para facilitar su acceso a estudios de perfeccionamiento y certificación en la alta dirección.

Colaboradores

Hotel Double Tree
Fidelizador