Corporación Red de Mujeres de Alta Dirección

Conoce nuestro Twitter Cononce nuestro LinkedIn Contactate con nosotras

¿Deseas ser parte de Red Mad? .. Postula Aquí

¿Deseas ser parte del círculo de socias? ..
Postula Aquí

Noticias

Autoconocimiento: por qué es tan radical para avanzar

Julio, 2018

Cómo vemos nuestros diversos rasgos de personalidad, valores, actitudes y comportamientos. De eso se trata el autoconocimiento, una habilidad que los expertos ven como clave a la hora de crecer profesionalmente. Incluso, se considera un complemento a las políticas públicas y privadas que puedan surgir para emparejar la cancha y cerrar la brecha de género.

Hace un par de años, la doctora en sicología organizacional Tasha Eurich, reconocida conferencista, autora y coach de ejecutivos de empresas de Fortune 500, se dio cuenta de que la mayoría de las personas pensaban que tenían un muy buen nivel de autoconocimiento o autoconciencia, pero la realidad era diferente, pues aquel nivel era bajo y eso les traía problemas en sus negocios y carreras. Entonces, Eurich quiso confirmar su percepción e inició un estudio propio. Llegó a una cifra preocupante: cerca del 95% de las personas cree que tienen un buen conocimiento o conciencia de sí mismos, pero lo cierto es que solo 10 a 15% posee de verdad esa habilidad, como informó la revista Business Insider.

"El poder literalmente se nos sube a la cabeza y nos dificulta comprender el impacto que estamos teniendo en otras personas para tomar sus perspectivas", señaló en la mencionada revista la psicóloga Tasha Eurich, quien ha sido autora best seller en The New York Times. En su libro Insight, de hecho, propone que mientras más se asciende en la carrera, más falta de autoconciencia hay, y eso implica que ser menos respetados y menos eficaces.

El autoconocimiento es una clave que ha venido tomando protagonismo en el mundo del coaching. ¿Pero de qué trata este concepto? Como describió el académico de la Universidad dePaul, Erich Dierdorff, hace tres años en la afamada Harvard Business Review, la autoconciencia tiene que ver con comprender quiénes somos y cómo somos similares o diferentes de los demás. El autoconocimiento, en particular, es cómo vemos nuestros diversos rasgos de personalidad, valores, actitudes y comportamientos.

Una clave para ascender

“Se calcula que recién en 100 años más la brecha salarial se eliminará y, por tanto, también la brecha cultural. Pero, mientras tanto, trabajarse a sí misma desde el autoconocimiento es, sin duda, una forma de mejorar mi propia oferta de valor”, plantea Alejandra Aranda. Ella sabe bien de lo que habla: tiene más de 24 años de experiencia en la búsqueda de ejecutivos de primer nivel, efectuando procesos en Chile y en el extranjero. En 2012 fue nombrada Chair para Latinoamérica de Cornerstone International Group (CIG) y en 2014, consejera de AmCham Chile. Como miembro fundador de Women Corporate Directors (WCD) en Chile −organización internacional que agrupa a mujeres directoras a nivel mundial− para Alejandra Aranda el autoconocimiento, la autovisibilización y la actitud son componentes tan claves en lograr avanzar en la carrera, que los expone como complementos a las políticas públicas y privadas que puedan surgir para emparejar la cancha y cerrar la brecha de género.

Fundadora y presidenta de Humanitas Executive Search, Alejandra Aranda va muy en la línea de lo que ha planteado el reconocido conferencista holandés y doctor en Humanidades, Víctor Küppers, quien habla de la importancia de la actitud, el conocimiento y la habilidad. Küppers −como sostiene Aranda− plantea que el conocimiento y las habilidades definitivamente suman, a la hora de enfrentarse a un desafío. Pero que, sin embargo −a iguales condiciones− lo que hace diferencia y genera valor es la actitud. “Propone, así, una fórmula (V=(C+H)xA), y presenta a la actitud como un factor multiplicador. Sostengo que la clave para lograr ese efecto multiplicador a través de la actitud, es el autoconocimiento. Para potenciarme como oferta de valor es fundamental hacer un autoanálisis de mis fortalezas y habilidades, y revisar cómo logro mejorar aquellos aspectos en los que estoy más débil”, comenta Alejandra Aranda.

Llegar a ese autoconocimiento no es un proceso necesariamente fácil. “Se requiere una guía externa, que puede ser coaching onboarding, o de otro tipo. Pero se trata de un tema medular en el caso de las mujeres, por el bagaje que arrastramos y que es un problema cultural que debemos cambiar. Y es un cambio que va a tardar muchos años. Por eso, mientras tanto, es necesario invertir tiempo y trabajo en el autoconocimiento”.

Tasha Eurich, por su parte, plantea que hay tres pasos esenciales para lograr ese autoconocimiento: comprometerse con aprender la verdad sobre uno mismo, incluso si la verdad es aterradora o intimidante; encontrar un crítico amoroso, alguien que sea confiable pero muy honesto; y conseguir un entrenador o coach que sea capaz de evaluar las percepciones de uno mismo en el trabajo y que ayude a hacer un plan de mejoras.

Alejandra Aranda, agrega que, además del autoconocimiento, es importante lograr una autovisibilización, es decir, que nuestros logros sean percibidos por otros. Pero, además, hay otros factores claves: “Generar redes y espacios que sean funcionales a mi estrategia laboral. En ese sentido, hay que darse el trabajo de entablar relaciones y vincularse con personas y entidades que pueden ser relevantes en mi desarrollo profesional”, comenta. “Actualmente, las empresas buscan para sus equipos a personas motivadas, luchadoras, comprometidas y entusiastas. Cierto es que las habilidades y los conocimientos son muy importantes, pero, no olvidemos que los conocimientos se aprenden y las habilidades se adquieren con la experiencia. La actitud será siempre un elemento diferenciador”, finaliza.

Colaboradores

Hotel Double Tree
Fidelizador